• Artículos
  • Recetas

¿Qué debo comer antes de hacer ejercicio en la mañana?

Autor: Herbalife Nutrition

Entrenarte con frecuencia es la mejor forma de mantener el equilibrio, no sólo de tu estado físico sino de tu estado mental. ¡Reservar un espacio en tu día para dedicarlo al deporte es un gran hábito, felicitaciones por estar en el camino de una vida activa y saludable!

Si te ejercitas por las mañanas, hay algunos alimentos que podrías consumir antes de tu rutina deportiva. Un desayuno saludable y ligero que te aporte un alto valor nutricional te ayudará a obtener ese impulso de energía antes de tu entrenamiento cada día. 

Un desayuno saludable pre entrenamiento

Así como en el entrenamiento eliges cuidadosamente la rutina deportiva, la cantidad de repeticiones y la intensidad de tu práctica, es igual de importante que realices una adecuada selección de alimentos dentro de tu desayuno saludable antes de entrenar. Estos alimentos te podrían ayudar a mejorar tu rendimiento, tus niveles de energía y darán soporte a tu proceso de recuperación post entrenamiento. Apuesta por elegir alimentos que te ofrezcan altos aportes nutricionales y energía, ya que estos serán muy beneficiosos mientras te ejercitas y te ayudarán a alcanzar tus objetivos de bienestar en el largo plazo. El típico desayuno de café con algunos bollos o galletas y zumos de caja podrán darte sensación de saciedad, pero no aportarán en nutrientes ni te darán la energía que estás buscando en tu desayuno saludable pre entrenamiento.

Recuerda que debes adecuar tu desayuno saludable según el tipo de entrenamiento que vas a realizar y la intensidad del mismo, así como los horarios: si empezarás a entrenar unas dos horas luego del desayuno podrías preparar un desayuno saludable con mayor densidad nutricional. Si por el contrario, no dispones de mucho tiempo y tu entrenamiento se hará con una distancia mucho menor de la hora del desayuno, entonces elige una opción que aporte en energía pero que sea mucho más ligera.

Toma en cuenta, además, que no solo debes enfocar tu desayuno saludable en los alimentos, igual de importante será mantener un apropiado nivel de hidratación pre, durante y post entrenamiento. Beber líquidos en la medida justa es muy importante en tu día a día, una hidratación óptima es esencial para el correcto funcionamiento del organismo. El agua nos ayuda a regular la temperatura corporal, participa en el proceso de absorbción de nutrientes, y puede ayudar a que el proceso de digestión se lleve de manera adecuada.

 Ejemplos de alimentos a incorporar en un desayuno saludable, antes de entrenar:

A continuación, te presentamos algunas ideas que puedes incorporar en tu desayuno saludable pre entrenamiento, toma en cuenta que una buena alimentación no consiste en llenar tu plato de comida, tu desayuno saludable deberá ser exactamente lo suficiente para proveerte de energía y nutrientes, sin generarte pesadez por haber ingerido demasiado.

Algunas opciones saludables que puedes consumir en las mañanas antes de tu sesión deportiva son:

  • Una pieza de fruta como plátano, manzana, pera. Una taza pequeña de avena, cereales integrales, granola, una porción de lácteos como yogurt natural, huevos, aceite de oliva, aguacate o palta, frutos secos.
  • Un desayuno saludable debe estar bien equilibrado y ofrecerte la cantidad necesaria de hidratos de carbono, proteínas y grasas saludables. La cantidad de las porciones dependerá de muchos factores como talla, peso, sexo, actividad física, objetivos de control de peso y masa muscular y otros aspectos importantes.

Tu desayuno saludable es solo un complemento en tu rutina diaria

Muchas veces iniciamos el día motivados con un desayuno saludable y una rutina deportiva satisfactoria, sin embargo, con el pasar de las horas nos asaltan antojos, ansiedad y lo que muchos llaman "hambre emocional", esta es una sensación de apetito y ganas de comer que se originan desde la ansiedad y no por un verdadero estado de hambre.

Un desayuno saludable, un almuerzo nutritivo, una cena equilibrada y bocadillos sanos son el complemento perfecto a tu ritmo de ejercicio constante. Es muy importante que inicies el día con tu desayuno saludable y que mantengas ese impulso con disciplina durante el resto del día. Llevar a cabo un estilo de vida saludable es un hábito que se integra a todos los aspectos de tu vida, la forma en que te alimentas, en cómo enfrentas los problemas y el estrés, la manera en cómo tratas a los que te rodean. Un hábito de vida saludable y equilibrado es mucho más que los alimentos que ingieres en un desayuno saludable o un almuerzo equilibrado; vivir en bienestar es realmente algo que nace de tu espíritu, es parte de ti y lo alimentas cada día con tu buena actitud y positivismo.